Castlevania (Segunda temporada)

Castlevania volvió, con una segunda temporada no tan violenta como muchos esperaban, para establecer un ritmo más tranquilo, profundizando en la mitología y en las motivaciones de cada personaje.

por Adrián Rodríguez

(Castlevania, Netflix Original, 2018)

La primera temporada de Castlevania en Netflix funcionó como una breve muestra (apenas cuatro episodios) de lo que se puede lograr adaptando material con distinto origen; cuando se tiene una historia digna de contarse y la atmósfera es perfecta para un drama épico de vampiros. Conocimos a los personajes, el conflicto que los une, sus motivos y algunas escenas hiper-violentas, combinadas con humor negro, elevando las ansias e intriga por saber cómo continuará la historia, apostando así por audiencias maduras y seguidores de la franquicia.

Netflix_Castlevania_FirstLook_v02_01.jpg

Castlevania volvió, no tan violenta como muchos esperaban, para establecer un ritmo más tranquilo, profundizando en la mitología y en las motivaciones de cada personaje. Por un lado, encontramos a la triada de héroes justo donde los dejamos en la temporada previa. Trevor reconecta con sus raíces como miembro del clan de los Belmont, Alucard, por su parte, siente una extrañeza inevitable en la alianza con dos humanos cuya misión es asesinar a su padre, el mismísimo Conde Drácula. Sypha está lejos de su tribu, pero comienza a enfocarse, estimulando su intelecto y habilidades gracias a información recabada por los antepasados de Trevor. Los tres personajes tienen potencial para desarrollarse juntos como equipo, y por separado, pero durante los primeros seis episodios los vemos interactuar demasiado con las mismas dinámicas, y el por qué se encuentran en el mismo bando. Sin embargo, las escenas de acción que comparten son tan entretenidas que hacen todo el recorrido valga la pena.

En el castillo de Drácula, se han reunido todos sus concejales de guerra. Nos presentan a una sociedad de vampiros generales y un vistazo más íntimo al personaje de Vlad Tepes, quien se revela como un hombre roto, caído en un nihilismo suicida cuya inestabilidad podría provocar la exterminación de la raza humana. La depresión del conde lo vuelve más pasivo que en la primer temporada y abre la oportunidad para indagar en el drama dentro del castillo, enfocado principalmente en los aliados humanos del conde y Carmilla, otro personaje adaptado, con numerosas apariciones dentro del videojuego.

netflix-drops-super-red-season-2-poster-for-castlevania-social

Hector e Isaac son los nigromantes que se encargan de crear las bestias de la legión de monstruos de Drácula; no tienen problema en contribuir en la exterminación de la raza humana pues gracias a una serie de flashbacks entendemos su retorcido y trágico trasfondo. Carmilla, quien nos recuerda a lo mejor de Cersei de Game of Thrones y Lestat de Interview with a Vampire, se roba gran parte de la temporada gracias a sus movimientos políticos maquiavélicos.

Es una gran continuación a la serie original de Netflix, añadiendo varias capas de profundidad a la franquicia y sin despegarse de las temáticas del material de origen, resultando en un deleite visual la genialidad de su violencia animada. —AR

castlevania_ver3_xlg

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: