All posts by Alberto Villaescusa Rico

Estudiante de comunicación de Ensenada, Baja California que de alguna forma se tropezó dentro de una carrera semi-formal como crítico de cine. Propietario del blog Pegado a la butaca. Colaborador en Esquina del Cine y Radio Fórmula Tijuana.

Olimpia (2018)

No se puede hablar de OLIMPIA sin mencionar su particular estilo de animación, que involucra rotoscopía trazada digitalmente sobre ambientes reales y actores de carne y hueso. Es un recurso que ingeniosamente disfraza las obvias limitaciones de la ambiciosa producción, pero, tan impresionante y novedoso como puede ser, también nos provoca cierta distancia hacia los mismos personajes, que se sienten menos como personas reales y más como abstracciones o recuerdos que se empiezan a olvidar.

Midsommar (2019)

El cine de terror y sus convenciones le dan a MIDSOMMAR su estructura; la desaparición gradual de cada uno de los turistas es lo que más tiene en común con el slasher. Y aunque el director Ari Aster se ha convertido en una de las mayores promesas del género desde su ópera prima HEREDITARY, su nueva película parece diseñada intencionalmente para provocar de todo menos miedo. Sus pintorescos paisajes alucinógenos tranquilizan más que aterrar.

Booksmart (2019)

Películas y programas de televisión tienden a exagerar lo fácil que es ingresar a universidades prestigiosas en Norteamerica pero, tanto el grupo de guionistas de BOOKSMART, así como la directora Olivia Wilde, están menos interesadas en plasmar situaciones verídicas y más en la realidad emocional de lo que implica ser adolescente; una edad donde todo parece tener consecuencias de vida o muerte.

FFTJ ’19: Niña Sola

Hay algo sobre Niña Sola que toca lo profundo del alma. No es la naturaleza lúgubre de su premisa, sino la forma en que está presentada. El documental cuenta de Arcelia Verduzco, una mujer michoacana viviendo en Tijuana, cuya hija de veinte años, Cintia, fue asesinada violentamente por su pareja sentimental.

Lemonade (2019)

La película es una llena de actos individuales de crueldad, pero el guión de Ioana Uricaru (tambíen directora) está más interesado en las formas en que las instituciones--en particular las migratorias--convierten las malas situaciones en unas peor. Si el título de la película ofrece alguna explicación es en referencia al refrán que dice "Si la vida te arroja limones...".

La Camarista (2018)

Escrita y dirigida por Lila Avilés, es una película detallada y comprensiva; tan atenta y fiel a la vida diaria de un oficio, que cualquier intento de explicarla se siente reductivo.

Spider-Man: Far From Home (2019)

Más juguetona, más ágil y con más cancha para jugar; fácilmente está por encima de la aventura previa. No obstante, 'Spider-man: Far From Home' no logra sacudir del todo otras películas del universo cinematográfico Marvel que vinieron antes. Al convertir a Peter Parker en un protegido del multi-millonario Tony Stark, se remueven varias de las piedras angulares que nos identifican con "el amistoso Spider-man del vecindario".

Toy Story 4 (2019)

Entre más nos adentramos en las ramificaciones del universo de Toy Story 4, más fascinante se vuelve como ejercicio mental, pero también es más difícil es vernos reflejados en las historias de sus personajes. No es una decepción, pero es tan buena como una secuela innecesaria tiene derecho a ser. Quizá es lo máximo que Pixar puede extender esta franquicia, antes de que empiecen a notarse las señales de cansancio.

Mary, Queen of Scots (2018)

Basada en un episodio histórico real, la película de Josie Rourke se enfoca de manera inteligente en el curioso y fascinante lugar que ocuparon dos mujeres en la lucha del poder. Cómo también lo hiciera The Favourite de Lanthimos, pareciera querer desmitificar a la realeza británica, empoderando a sus personajes femeninos y atreviéndose a explorar sus vidas intimas.

Us (2019)

En Us; escrita, dirigida y co-producida por Jordan Peele; triunfa el autor porque su película luce como una que sólo la persona detrás de Get Out pudo haber hecho. Comparte con ella su mezcla de horror y toques de comedia más un comentario social que va más allá de las simples dinámicas que Hollywood suele tratar.

Avengers: Endgame (2019)

Los hermanos Anthony y Joe Russo son, desde un punto de vista técnico, los directores más aburridos a los que se les haya encomendado una película de Marvel; al mismo tiempo, nadie más posee tanta familiaridad con estos personajes, siendo así los mejores candidatos para cerrar una saga de 22 entradas. Un emprendimiento titánico así requería verdadero talento y el dúo cumple.

Captain Marvel (2019)

La discusión alrededor de Captain Marvel es mucho más interesante que cualquier cosa en la película misma. Se trata de Marvel y como tal, no hay mucho que decir. Lo que tiene de bueno y lo que tiene de malo es prácticamente lo mismo que películas previas (Black Panther, Infinity War, etc). El MCU se ha vuelto hábil en contar la misma historia una y otra vez.

Serenity (2019)

En enero del 2017, se reportó que Serenity sería un “noir sexy”. Aunque se queda muy corta de algo como el clásico de Humphrey Bogart y Lauren Bacall "To Have and Have Not", su primera media hora, por lo menos, trata de hacer justicia a esa descripción; se parece a uno de esos thrillers baratos y vulgares que saturaban la cartelera estadounidense en los noventa.

BlacKkKlansman (2018)

Aunque ambientada en la década de 1970, BlackKklansman está diseñada para hacer eco a eventos recientes. Como director, Spike Lee nunca ha sido particularmente sutil; su cine siempre ha sido uno con mensajes abiertamente políticos, expresados con convicción.

If Beale Street Could Talk (2018)

If Beale Street Could Talk es el siguiente trabajo de Barry Jenkins después de que su Moonlight ganara el Óscar a Mejor Película. Quiere ser una historia de amor como cualquier otra, pero no puede escapar a las adversidades que siglos de historia se han construido alrededor de sus dos amantes.

Suspiria (2018)

Ver Suspiria de Luca Guadagnino es sumergirse a un enigmático mundo de pesadilla. Describirla, en la superficie, es relativamente fácil: se trata del remake de un clásico de Dario Argento, pero su negación a apegarse a cualquier lógica narrativa la hacen en iguales partes frustrante como cautivadora. Salí de la película con incertidumbre y confusión, pero sacudido en lo más profundo de mi ser.

The House That Jack Built (2018)

Es una entrega más dentro del concurrido cine de asesinos seriales, pero su inusual estructura la hace también una película en constante diálogo consigo misma, que a cada rato se pregunta qué es lo que nos fascina de estas figuras.

Bumblebee (2018)

Afortunadamente para la serie, y para el público que se escapa a la pantalla grande durante la temporada navideña, Bumblebee cumple y hasta supera expectativas. Puede que no sea una obra de arte, pero es un bienvenido correctivo a los peores impulsos de Michael Bay.

Overlord (2018)

Se trata de la más reciente producción de J.J. Abrams, y su compañía Bad Robot, conocidos por un enfoque narrativo y de marketing llamado la “caja misteriosa” en el que elementos importantes de la trama son envueltos bajo un aire de secrecía e incertidumbre. La diferencia con Overlord es que el producto final es exactamente lo que el tráiler prometía.

First Man (2018)

First Man sigue el largo proceso de prueba y error que emprendió Estados Unidos para vencer a la Unión Soviética en logros espaciales. Encuadernada por dos vuelos históricos, y momentos en los que Neil Armstrong debe contemplar el perder a su familia para siempre, se cuenta una historia sobre lo imposible y cómo conquistarlo.